Imperial Cleaning

20 frases demoledoras de ‘Amanece que no es poco’ que predijeron las redes sociales hace 30 años

Arnaldo octubre 23, at Por el camino he conocido personas maravillosas, recobrado la confianza, aprendido a trabajar de otra manera, a relativizar, a conquistar espacios y ver oportunidades.

Actualidade

¡Gracias por suscribirte! Muy pronto comenzarás a recibir mis contenidos exclusivos.

Mostramos tal como son naturalmente. No todo en internet es lo que parece, y menos con las atractivas chicas que pueden escribirte. Si alguna te pide dinero por cualquier motivo seguramente es una estafadora. La regla numero uno es: NO enviar nunca dinero a una chica si no la has visto antes en persona.

Y es la verdad. A diferencia de muchas mujeres occidentales, no han perdido los valores tradicionales. Desde siempre la vida familiar ha sido muy importante para las mujeres eslavas. Sin embargo, desde que estoy fuera, el FOMO ha disminuido. El cerebro es donde ocurre todo. Pero mientras me dure esta luna de miel con mis propias neuronas, pienso disfrutarlas.

La respuesta corta es: Mi idea es no mirarlo hasta que no he terminado mi tiempo de escritura matutino. Estar en Facebook no nos hace idiotas. Solo significa que tenemos ciertas necesidades y que una empresa muy inteligente las utiliza para sus propios fines. Empieza por hacer una lista. En mi caso, lo que yo necesitaba y Facebook solucionaba parcialmente era:.

Creo que nos estamos jugando preservar lo que nos hace humanos: A nadie le gusta que le quiten algo. Piensa en lo que vas a poner en su lugar: Creo que ha sido un acierto, veo que queda alguien medianamente cuerdo en esta vida. Una cosa es usar una herramienta y otra ponerla en un altar e idolatrarla.

Como todo en esta vida. En mi caso tengo 2 cuentas de Facebook absolutamente desconectadas entre ellas que utilizo para lo que quiero. Gracias por tanto, Marina. Como es habitual, me entusiasma leerte. Pero mira, lo voy a hacer. Estoy pensado en actividades sociales que me aleje de Internet. Y no veas la cantidad de cosas que se puede hacer.

Me encanta la vida que llevo ahora. Y me encantan las pesas. Lo primero de todo, felicitarte por tu blog. Yo hace unos seis meses hice una tentativa bastante seria de largarme de ese submundo. Me di cuenta de que Facebook estaba empezando a convertirse en una parte inquietante en mi vida. Yo me hago algunas de tus reflexiones muchas veces.

No quiero llamar amigos a quienes tengo agregados en Facebook y a los que luego no saludo por la calle. No quiero mostrar mi privacidad y mucho menos que alguien lo haga por mi.

No quiero confundir lo que es real con lo que es virtual. Si estoy sola quiero saberlo. Y desde luego, no quiero perder el tiempo. Yo me he planteado alguna vez borrarme la cuenta en Facebook pero como tengo algunos cursos hechos y tenemos grupos cerrados donde hablamos de diferentes cosas relacionadas con los cursos, pues la idea la he ido dejando de lado. El problema era yo. Gracias por compartir tu experiencia. Las listas de ideas son el bien. Yo no soy muy fan de Facebook, aunque lo tengo.

Y aunque tocas mil puntos, te has dejado uno bajo mi punto de vista y es que aveces, ver Facebook es casi peor que ver el telediario. Lo preocupante de esto es que el problema es Internet, en general.

Tengo a varias amigas que a veces se rayan con el Facebook, por cosas como las que dices cotillear amigos de amigos, exparejas, grupos de cosas, bajar hasta el infinito en el inicio, etc. Pero yo realmente siento que no me apetece dejarlo. En fin, comparto gran parte de lo que cuentas. Lo importante es hacer cosas de acuerdo a nuestros valores, sin poner excusas ni procastinar. Aunque a veces cuesta…..

Es precisamente la forma la que legitima su contenido: La herramienta les utilizaba a ellos. Se puede estar en el mundo laboral sin Facebook, y se puede vivir sin ser tu propia marca personal. Somos personas, no productos de consumo. Muchas gracias por tu comentario, Olivia. Y me gusta lo del romanticismo. Me noto el cerebro como si estuviese lleno lleno de mocos viscosos marrones que no me dejan crear, ni recordar, ni disfrutar de verdad cosas que realmente merecen la pena.

Felicidades por dejar Facebook. Demasiado egocentrismo y narcisismo para mi gusto. Lo que he hecho, si le sirve a alguien, es una especie de perfil zombi. Una cosa sobre lo que comentas de la thinspo: Y lo de la lectura, es muy preocupante.

No quiero ni pensar en los hijos de las redes sociales e internet. Estas redes sociales te impiden cerrar ciclos con personas que ya no quieres que formen parte de tu vida. Es interesante lo que comentas. Pero hacer lo mismo con gente de carne y hueso me da un tufillo siniestro. Y me hace gracia, porque hace mucho tiempo que te sigo y siempre me has pillado por un sitio u otro.

Las redes sociales son personas. Si a uno no le gusta lo que ve a lo mejor no ha elegido bien con quien compartir su tiempo y sus cosas. Hola Marina, Gracias por compartirnos tu experiencia de abandonar las redes sociales. Te dejo el link por si quieras echarle una mirada. La pantalla es un agujero negro que sirve de escape incluso a las emociones que no queremos sentir.

Pero ser incapaces de sentir, aceptar y lidiar con nuestras emociones y pensamientos es lo que nos permite crecer como personas. Respecto a la parte emocional, me siento muy identificado con tus palabras.

Antes cuando era mas joven Aclaro que aun me siento muyyy joven con 28 , podia leer diario durante muchas horas seguidas sin aburrirme, ahora entre paginas tengo que revisar el celular y las notificaciones. Siempre que escribo desde el smart acabo por tener que editar o aclarar luego. Hola Marina, ya llevaba tiempo con la idea en la cabeza, siempre he sentido que no estaba en mi pecera. Tras leer un libro estupendo Basta! Y estoy totalmente de acuerdo en todo.

No son pocas las veces que se me ha pasado por la cabeza salir de Facebook. Para seguir cambiando para mejor. Algun click tienes que recibir. Porque es ver que somos capaces de adaptamos de una forma brutal a muchas cosas, aunque nos den mierda para comer, es un decir. Y cuando decides cambiar. Decidir dejar las redes sociales. Decidir sacar provecho de la vida. Me ha encantado el ejemplo de la chica nordica. Y eso cuesta decidirlo. Yo lo estoy haciendo muy poco a poco.

De momento mi uso, es nutritivo. En la misma frecuencia. Y que vayan saliendo. En Instagram solo sigo cuentas sobre libros, viajes, y comida. Pero tal vez porque no soy adicta a esa red. WhatsApp casi no entro tampoco. Tengo un blog en el que escribo sin SEO ni nada de eso.

Creo que tengo como 10 lectores jaja, pero no me importa. Siempre es un placer leerte. Pero lo que realmente quiero hacer es enviarle esto a una persona a la que quiero mucho y ya no veo. No quiero que se sienta obligada a darme las gracias o a contestarme de manera alguna.

En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:. Compartir post Facebook Twitter Google Email whatsapp. Sigue a este bloguero en sus redes sociales: Me gusta 0 No me gusta 0 Reportar. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que: Promuevan mensajes tipo spam. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Ingresa los siguientes datos para enviar el correo. Debes escribir el comentario. Tu comentario ha sido guardado. Debes escribir tu reporte.

Compartir sí, pero con cabeza

Share this:

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.